Caer en una penalización Google puede dar al traste con años de trabajo en SEO, por eso debemos hacer siempre acciones de White Hat SEO, que en ningún momento puedan poner en riesgo nuestro trabajo. En este post no hablamos de aquello que te penaliza, sino de cómo puede ser una penalización Google y las […]

0 Comments
Penalización google

Caer en una penalización Google puede dar al traste con años de trabajo en SEO, por eso debemos hacer siempre acciones de White Hat SEO, que en ningún momento puedan poner en riesgo nuestro trabajo.

En este post no hablamos de aquello que te penaliza, sino de cómo puede ser una penalización Google y las consecuencias que trae para tu web.

¿De verdad Google penaliza?

Sí, y lo hace de forma habitual. En SEO hay muchas personas, incluso profesionales, que transitan entre el SEO blanco y el negro, y a veces caen del lado equivocado.

Google no permite ciertos comportamientos, su manera de evitarlos es penalizando a las páginas que los llevan a cabo. A continuación repasamos el tipo de penalizaciones a las que se enfrenta una página que ha cometido una infracción.

Cómo es una penalización Google y cómo afecta a la web

La penalización Google varía en función de la gravedad de la táctica Black Hat utilizada. Estos son los castigos más habituales:

  • Reducción del Page Rank: Como sabrás, Google ya no maneja su propio Page Rank, tarea que ha dejado a MOZ, pero la primera penalización que se aplica a una web que ha cometido una infracción leve es reducir su Page Rank. De momento esta decisión no tiene impacto en el SEO, pero es un toque de atención a una página que no está haciendo las cosas bien del todo.
  • Pérdida de 30-50 posiciones: Si se nos aplica esta penalización es que hemos hecho algo muy mal. Una página situada en primera posición puede irse a tercera, cuarte e incluso quinta página de resultados por un castigo de Google. Puede parecer un castigo duro, pero Google todavía prevé otras penalizaciones mucho más severas.
  • Pérdida de 950 posiciones: Esta penalización está reservada para acciones SEO muy graves. Básicamente echa por tierra todo tu posicionamiento, aunque podrás comenzar de cero.
  • Desindexación de página o de dominio: Para acciones especialmente graves Google directamente dexindexa la página, incluso el dominio, lo que significa que no podrás volver a posicionarlos nunca.

Otras penalizaciones de Google

Para acciones especialmente graves Google tiene otras dos penalizaciones. No solo desindexa o penaliza una web, sino que además dificulta la indexación de la página si vuelve a trabajar el SEO, incluso si lo hace con técnicas White Hat.

Evitar estas penalizaciones depende de ti, si trabajas con técnicos expertos en SEO no tendrás que enfrentarte a este tipo de castigo, que puede llegar a ser muy perjudicial para tu estrategia de SEO.

Comments are closed.